CAMILLE CLAUDEL 1915

Bruno Dumont se aleja de la historia de amor turbulento entre el escultor Auguste Rodin y su discípula Camille Claudel. Relación ésta  que llevó a  la pantalla Bruno Nuytten en La pasión de Camille Claudel (1988). Isabelle Adjani interpretaba al mismo personaje real que encarna ahora Juliette Binoche.

Dumont narra  3 días en la vida de Camille durante su internamiento en  el asilo de Montdevergues próximo a Avignon. La artista espera con anhelo la visita de su hermano, el escritor Paul Claudel, único puente de esperanza entre ella y el mundo fuera del manicomio.

poster_70x100_CAMille_13sep_flatCORR1

El director expresa  el lento y denso devenir del tiempo y no su longitud. Si acaso, los acontecimientos del pasado aparecen de forma tangencial a través de las  rememoraciones de Camille y de su trágica  historia de amor  durante 15 años con Rodin.  En 1883, con 19 años, había entrado como discípula  al taller de su maestro quien posteriormente fue su amante. Aunque no de forma explicita, la figura del escultor planea  sobre el entorno y sobre los sentimientos de hostilidad y fantasías de  persecución de la amante hacía su maestro.

La dialéctica entre el mundo interno de Camille y el exterior  esta representada por un entorno duro, agreste y por interiores  claustrofóbicos que también nos dan idea de los planos en los que se mueve esta proyección. Pasea la cámara por los recintos de la institución para mostrarnos la vida cotidiana, el tedio y los cambios y tonalidades de la luz al caer el día.Tres partes forman esta obra: la primera  el universo pleno de las evocaciones de Camille, de la rutina y del silencio de la palabra. En la segunda  el director incluye la palabra  a partir del viaje de Paul Claudel al manicomio y de los recuerdos que rememora el escritor sobre su deslumbramiento ante su encuentro místico con Dios en Notre Dame de Paris. En este capítulo se incluyen  textos literarios en off que provienen de la correspondencia entre la escultora y su hermano y algunos datos  de los diarios de médicos y asistentes. La tercera parte  y final está protagonizada por el breve encuentro entre los dos hermanos, la esperanza, la despedida y el vacío.
Bajo el sol del invierno, Camille observa frente a sí un árbol desnudo. Sus ramas se elevan al cielo. Su mirada soñadora parece evocar algo ante la presencia de la naturaleza. ¿Quizá su pasión por la escultura? En otra escena,  asistimos al sufrimiento de un creador que renuncia a su tarea. La cámara sigue a Camille por el bosque, se inclina a coger un trozo de barro que modela con sus manos, vacila y lo arroja enojada y dolorida.

camille-claudel-1915--644x362
Los procesos de creatividad, sublimación y duelos no resueltos son elaborados por distintos caminos según la organización psíquica de cada sujeto, su historia y sus dones propios. Aun así hay un misterio que no da repuesta a los orígenes, fuentes y razones de los actos creadores. Según palabras de Freud las razones permanecen oscuras para nuestro entendimiento.

Para Freud (1914), frente a la obra de arte no es meramente la captación intelectual lo más relevante, sino que es preciso  reproducir en nosotros la situación afectiva, la constelación psíquica que prestó al artista la fuerza pulsional para la creación. Para ello propone la posibilidad de interpretar la obra descubriendo su sentido y contenido. Solo de este modo el espectador comprenderá las emociones que se despiertan y a las que nos vemos sometidos tras su contemplación.

En ese caso solo nos queda reflexionar y cuestionarnos porqué se detiene una vida y una fuente creativa. En la biografía de Claudel se observa que en paralelo a su éxito y reconocimiento  iba creciendo la enfermedad, mientras la destructividad se adueñaba de su mundo interno. Hasta tal punto se dio este proceso, que una vez terminadas sus obras las destrozaba a martillazos.

La pasión condujo a esta mujer a la prisión de historias de amor sin final. Posteriormente abandonará a Rodin al comprender que a pesar de haberse quedado embarazada, éste  nunca dejaría  a su mujer. Años después entabló otra relación sentimental con el músico Claude Debussy, relación que tampoco llegó a final feliz. Abandonada por su familia y muerto su padre, sus severas ideas delirantes persecutorias (primer plano en la película de la olla en ebullición con las patatas cocidas, único alimento de Camille para evitar su envenenamiento) y su aislamiento favorecieron que la familia la internase en Montdevergues. Sola y abandonada, Camille Claudel pagó un tributo por ser una mujer adelantada a su época, por haber burlado su destino y vivir su trabajo de escultora en oposición a sus padres y amar en contra de las reglas de una sociedad burguesa.
Es esta una película contemplativa, el director juega con el lenguaje de las miradas: la de los enfermos, miradas curiosas, desconfiadas y piadosas, la mirada del espectador sobre el drama, la de Camille al cruzarse con sus compañeros de infortunio, seres degradados por la enfermedad.

Los enfermos reales con los que se rodó Camille Claudel 1915 prestan un contrapunto a Juliette Binoche, contrapunto probablemente excesivamente violento. A pesar de la magnifica actuación de la actriz hay una cierta distorsión. Quizá el director ha deseado establecer esa distancia entre la escultora, una enferma con características muy diferenciadas de los diminuidos físicos y psíquicos con los que tuvo que convivir  hasta los 79 años de edad.  En 1943 falleció y fue enterrada en una tumba  sin nombre.

Película sobria y descarnada, Camille Claudel 1915 tiene un gran interés para psicoanalistas, observadores del mundo psíquico y cinéfilos degustadores de una realización esmerada y profunda.

 

 

Magdalena Calvo Sánchez-Sierra

 

CAMILLE CLAUDEL  1915
Director: Bruno Dumont.
Francia (2013)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s