LA NOCHE DE LOS CRISTALES ROTOS Y EL ODIO HUMANO

El pasado 9 de noviembre se cumplía el 75 aniversario de la tristemente conocida “Noche de los Cristales Rotos. Fue un momento en que la sociedad alemana de aquella época consumó su odio a los judíos en una orgía de vandalismo y destrucción contra sus propiedades, templos y personas. Fue el colofón de un largo proceso de incubación de odio y desprecio, y el comienzo de uno de los episodios más monstruosamente sádico, inmoral, cobarde y absurdo de la humanidad: el holocausto judío.

Noche Cristales rotos

Tendemos a pensar que un hecho histórico tan abominable y ajeno a nuestra sensibilidad humana, es algo que pertenece a épocas pasadas, lugares remotos y personajes que ya fueron destruídos y nunca más van a volver. Sin embargo, todas las personas que participaron en mayor o menor medida en aquellos hechos –y me refiero a la sociedad occidental de la época, no sólo a los alemanes- eran seres humanos iguales que nosotros. Simplemente, unos miraron para otro lado, se desentendieron de un asunto que no juzgaban de su incumbencia, y otros creían honestamente que su odio estaba justificado. Pensaban que ellos eran personas decentes, trabajadoras y amantes del prójimo, mientras que los judíos eran seres viles y destructivos que les estaban causando grandes daños. Sigue leyendo